HP impulsa el progreso hacia un futuro más sostenible. Establecemos metas ambiciosas y a largo plazo y centramos nuestra estrategia donde podemos generar el mayor impacto. 

HP sostiene los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas (SDGs) y sigue comprometida para impulsar el progreso para determinados objetivos que se ajustan estrechamente a nuestra estrategia de Impacto Sostenible. Nuestros objetivos, entre otros, incluyen:

  • Utilizar un 30% de plástico con contenido reciclado posconsumo en toda la cartera de sistemas personales y productos de impresión de HP para 2025.1
  • Reducir en un 10% para 2025 de la intensidad de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) del proveedor de producción de primer nivel y la relacionada con el transporte de productos, respecto a 20152.
  • Lograr un grado de deforestación cero asociado al papel con marca HP y a los embalajes basados en papel para 2020.3
  • Desarrollar habilidades y mejorar el bienestar de 500.000 operarios industriales para 2025, desde principios de 2015.
  • Obtener mejores resultados de aprendizaje para 100 millones de personas para 2025, desde comienzos de 2015.

Para más información, consultar la sección Impacto Sostenible de nuestro Informe de Impacto Sostenible 2020 en www.hp.com/go/report


1 El porcentaje de contenido de plástico reciclado (RCP) respecto al total de plástico utilizado en los equipos personales, en las impresoras y los cartuchos de impresión de HP enviados durante el año en cuestión. El volumen total no incluye los productos con licencia de marca ni los accesorios de hardware de posventa. El total del RCP incluye el plástico reciclado postconsumo, el plástico de ciclo cerrado y el plástico destinado a acabar en el océano utilizado en los productos HP. El plástico de los equipos personales se define según los criterios de la etiqueta ecológica EPEAT®. Sujeto a las correspondientes limitaciones de uso y distribución de los materiales destinados al reciclaje y/o a las materias primas recicladas

Todo el papel HP y los embalajes hechos de papel provendrán en 2020 de fuentes recicladas y certificadas, con preferencia por fuentes de fibra de papel virgen certificadas por el Forest Stewardship Council (FSC). El embalaje es la caja en la que viene el producto y todo el papel (incluyendo el embalaje y materiales) dentro de la caja.